Menú de Navidad I. Crema de espárragos trigueros

Receta publicada por el

Con la llegada de las fiestas de Navidad, en la red anda todo el mundo colocando recetas que ayuden a preparar las tan laboriosas cenas y comidas de estos días. Los blogs gastronómicos están estos días como estarán nuestras cocinas dentro de pocas jornadas: en plena ebullición.

Yo he querido colaborar y he elaborado tres platos que hago habitualmente en estas fechas. Son fáciles, se pueden preparar con antelación y sin ser sofisticados dan una nota festiva que, seguramente, buscamos para salirnos de lo cotidiano.

Para empezar una comida o una cena, un plato caliente, de cuchara, que no sea pesado para dejar sitio a lo que venga después. He elegido una crema por su suavidad, por su agradable sabor y por esa elegancia que, a mí me parece, tienen las finas cremas frente a las sopas.  Y de espárragos trigueros porque están muy buenos, aportan color, sabor y fibra. Una combinación con un resultado muy muy agradable.

Espero que os guste la elección. Ahí va la receta.

INGREDIENTES.

(Para cuatro personas)

  • Un manojo de espárragos trigueros
  • 2 vasos de agua
  • 50 gr. de aceite de oliva
  • 200 gr. de puerro , solamente la parte blanca
  • 200 ml. de nata para cocinar
  • 250 gr. de patatas
  • 1 l. de caldo de verduras 
  • Sal
  • Pimienta

PREPARACIÓN.

Si se puede y se tiene tiempo, preparar el día anterior un caldo clásico de verduras. En un litro de agua poner dos zanahorias, una patata, un puerro, un cascarón de pollo, media cebolla con unos clavos pinchados en ella y sal a gusto. Cocer durante 45 minutos, a fuego lento, y colar reservando después en la nevera. Los tiempos varían si se hace en olla rápida.

En un recipiente un poco alto colocar los tallos de los espárragos, es decir, las partes duras, junto con los dos vasos de agua y triturar con un robot o batidora. Un vez bien triturado, colarlo y reservar el "agua verde" que queda.

En una cazuela poner el aceite a calentar; echar el puerro cortado en rodajitas y hacerlo durante unos 5-7 minutos. Pasado este tiempo, añadir la nata y mezclar bien con una cuchara de madera de forma que se queden los puerros bien impregnados de la nata. Añadir entonces las patatas cortadas en trozos, los espárragos restantes también cortados en cilindros, el agua verde que tenemos reservada de haber colado los tallos, y el caldo. Añadir unas vueltas de pimienta.

Cocer a fuego medio durante 30 minutos, dando vueltas de vez en cuando para comprobar que no se pegue.

Pasado este tiempo, comprobar si las patatas están bien blanditas, en caso contrario, dejar unos 10 minutos más. Corregir el punto de sal y de nuevo con un robot o una batidora triturar bien hasta que quede una crema muy fina, suave y sin grumos.

Servir acompañada de un par de yemas de espárragos, pasadas por la plancha.

Más cosas.

Claro que se puede utilizar un caldo comprado, siempre que sea de buena calidad y nos asegure un buen sabor a verdura. aunque animo a hacerlo casero, que es fácil y seguro.

Puede ocurrir que nos quede menos espesa de lo que deseamos, en este caso, es mejor cocer un par de patatas pequeñas y añadirlas teniendo en cuenta que, en este caso, habría que triturar de nuevo todo junto.

Con las cantidades indicadas suele quedar una crema fina con un espesor adecuado.

También queda bien adornada con unas tiras de jamón crujiente, se hacen en el horno colocando las tiras sobre un papel de horno, hasta que estén hechas, duritas y crujientes.

Quizá también te guste

Comentarios

Últimas recetas publicadas

¿Nos sigues en Facebook?

¿Nos sigues en Google+?

¿Nos sigues en Blogger?