Pollo con verduras y cuscús

Receta publicada por el

Durante el verano pasado, se dieron dos circunstancias que me condujeron hasta esta receta: por un lado, pasamos unos días de descanso en Málaga y visitamos a Juan y Ángeles. Ángeles es una asturiana afincada en Andalucía que, con muy buen humor puede dar de comer a un regimiento sin que se le mueva la ropa y sin perder la sonrisa. En un momento, vi como preparaba un exquisito plato de pollo con verduras al que añadió un paquete de cuscús ya especiado que, según me dijo, vendían en Mercadona.

El resultado fue estupendo, nos gustó a todos y yo me quedé con la receta en mi cabeza para repetirla en cuanto llegara a casa. Por otro lado, pasados unos días del viaje a Málaga fui a Cuéllar (Segovia), a visitar su célebre feria medieval; al pasear por el mercado, me acerqué a un puesto de especias y compré una variedad de ellas pensando en enriquecer el cuscús que llevaría mi receta de pollo con verduras. Elegí comino molido o alcaravia, curry, sazonador de carne, ñora triturada, pimientas en grano…y alguna más que no recuerdo.

La receta que presento es fácil, barata y muy versátil. Fácil porque solamente es cuestión de cocinar verduras en tiempos diferentes (no tarda lo mismo en pochar el pimiento que la cebolla o el calabacín) y después añadir el pollo y el cuscús para terminar. Barata porque se utilizan alimentos sencillos, de los que hay por casa y verduras que casi siempre están en la reserva de la nevera; el cuscús no es caro y un paquete cunde mucho, y del pollo poco puedo decir que no se sepa. Y versátil porque se pueden combinar verduras a gusto, con carne de pollo que también puede sustituirse por cerdo, ternera  o incluso cordero (aquí varía más el sabor). Comprar el cuscús blanco o ya especiado es cosa de cada uno. Sale bien con ambos y en esta receta lo he utilizado blanco para sazonarlo y especiarlo a mi gusto. Lo importante es que no quede apelmazado.

Todo ello lo rehogo en un wok, sartén con base estrecha y paredes anchas, pero que no es imprescindible. En una sartén normal, un poco grande y honda se puede hacer igualmente.

Sin más dilación, paso a explicar la receta.

INGREDIENTES

(Para dos personas)

  • Una pechuga de pollo cortada en tacos
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta
  • Especias variadas y a gusto
  • Un trozo de pimiento verde
  • Un trozo de pimiento rojo
  • Un puerro o media cebolla grande
  • Un tomate en trozos
  • Un trozo de calabacín
  • 100 g. de cuscús*
  • 100 ml. de caldo de pollo o, en su defecto, agua*

PREPARACIÓN

Cortar la pechuga de pollo en tacos, salpimentar y untarlas con aceite de oliva. Añadir las especias que se hayan elegido que serán las mismas que añadamos al cuscús. Embadurnar bien la carne ayudándonos con las manos y dejar que maceren en un bol durante una media hora.

Poner un par de cucharadas de aceite de oliva en el wok o sartén y cuando esté caliente rehogar en él los dos tipos de pimiento cortado en trocitos; tras unos 3 minutos, añadir el puerro cortado en juliana,  y rehogar nuevamente durante 5 minutos. Por último añadir el tomate troceado y el calabacín, también troceado. Dejar pochar a fuego lento durante 10 minutos.

Cuando se vean las verduras blanditas, echar los trozos de carne y con una cuchara de madera ir removiendo para que se hagan de manera uniforme.

Para preparar el cuscús, se pone la cantidad deseada en un bol , se añaden las especias elegidas y se riega con el caldo caliente. Se tapa durante unos minutos con un plato y después se añade a la preparación que tenemos de carne y verduras. Se da unas vueltas con la cuchara de madera y …¡listo!

Servir caliente.

* Siempre se pone la misma cantidad de cuscús y de líquido.

Más cosas

Aunque ya lo he dicho en la presentación, la receta admite las verduras que se deseen. Así mismo las especias y la carne. Hay quien prefiere solamente curry, poniendo una cantidad más abundante.

Puede dejarse preparado de víspera y añadir el cuscús en el último momento.

Venden paquetes de cuscús ya especiado, con distinto nombre según el tipo de especias que hayan añadido.: oriental, mediterráneo, marroquí… A mí me gusta comprarlo blanco y especiarlo a mi gusto.

Una vez reposado el cuscús, yo lo voy añadiendo sobre la mezcla de carne y verdura deshaciéndolo con la mano; de esta forma cae suelto y se deshacen los grumos.

Doy las gracias a Ángeles porque me enseñó esta receta y a una amiga marroquí, Jana, que me regaló el tajine marroquí que se aprecia en las fotos.

Quizá también te guste

Comentarios

Últimas recetas publicadas

¿Nos sigues en Facebook?

¿Nos sigues en Google+?

¿Nos sigues en Blogger?