Espaguetis con champiñones

Receta publicada por el

Hoy volvemos con una receta fácil, para principiantes (siempre me acuerdo de mi amiga Sonia cuando me dijo que, al redactar una receta nunca diera nada por sabido, ya que siempre habría una primera vez para alguien) o para aquellos que se acercan poco a la cocina, o para los que la cocina es pura necesidad y necesitan platos sencillos, que no les compliquen mucho ni les hagan perder mucho tiempo; demasiadas condiciones diría yo, pero no es imposible comer bien invirtiendo no mucho tiempo (algo es necesario) y con ingredientes fáciles de comprar.

La pasta es versátil, va con casi todo y gusta a casi todo el mundo. Con lo que tengamos en casa fácilmente podremos hacer una salsa o un acompañamiento para convertirla en un plato completo y delicioso. En este caso he elegido una pasta larga, los espaguetis, pero valdría cualquier otra que se adapte a nuestro gusto y no hay que asustarse al leer la receta, porque en su elaboración lleve nata, ya que se utiliza una cantidad reducida pero suficiente para dar cremosidad a nuestra salsa con champiñones; dependerá de la cantidad de nata que pongamos el que quede más o menos líquida pero en todo caso, al ser pasta larga acoge muy bien esta presentación.

El otro ingrediente estrella de la receta es el champiñón que es uno de los hongos más utilizados en nuestras cocinas y se cultiva de manera extensiva, porque tiene un gran uso en gastronomía, de ahí que sea muy fácil de encontrar en nuestras tiendas a buen precio, ofreciendo múltiples formas de prepararlo y degustarlo. No tengo que decir que este plato se podría hacer perfectamente con otro tipo de setas, aprovechando las de la temporada en la que estemos. Los níscalos, las setas de cardo u otras que no tengan un excesivo protagonismo (como los boletus) se benefician de esta salsa que ya nos proporciona un delicado sabor; con esto no quiero decir que no se usen boletus pero creo que el sabor marcado de estos anularía la salsa que acompaña hoy al plato de pasta.

Y a partir de estos dos ingredientes, espaguetis y champiñones, imaginación al poder. Yo he puesto unos tomates secos en aceite porque me encanta su sabor y es muy agradable encontrar un trozo en un bocado. Aceitunas negras o verdes, pimiento rojo o incluso unas alcaparras para “alegrar” la salsa pueden ser toques de sabor muy interesantes.

Sin más, ahí dejo la receta.

INGREDIENTES

(Para dos personas)

  • 150-200 g de espaguetis
  • Agua
  • Sal
  • Dos cucharadas de aceite de oliva virgen
  • 5-6 dientes de ajo medianos (o al gusto)
  • 250 g de champiñones
  • Perejil

Para la salsa:

  • 100 ml de Leche evaporizada (IDEAL) o nata de cocinar, 200 ml si se desea más líquida.
  • Sal y pimienta
  • Un bote de tomates secos en aceite de oliva (opcional)
  • Aceitunas, alcaparras, pepinillos… (opcional)
  • Queso parmesano para rallar

PREPARACIÓN

Limpiar los champiñones con un paño y separar el tallo de sombrero.

Retirar la telilla de los sombreros (lo explico en más cosas)

Cortarlos en cuartos y reservar. Cortar también la parte de abajo del tallo para asegurarnos de que no queda ningún resto de tierra.

Picar los ajos en trocitos y reservar.

Poner en una sartén las dos cucharadas de aceite de oliva y antes de que esté muy caliente añadir los ajos picados para que no se quemen

Dar unas vueltas con una cuchara o espátula y añadir los champiñones en trozos. Espolvorear el perejil picado.

Dejar que se rehogue todo unos 10 o 15 minutos a fuego medio (al 5 en una placa que tiene de 1 a 9). No deben quedarse muy blandos los champiñones.

Mientras estamos en los minutos de rehogo de los champiñones, se pone en una cazuela un poco alta agua y sal y cuando rompa a hervir se echan los espaguetis y se cuecen según los tiempos que indica el fabricante (alrededor de 9-10 min).

Añadir entonces a los champiñones que se están rehogando, la nata, la sal y la pimienta y un par de cucharadas del agua de hervir la pasta.

Revolver todo con una cuchara y dejar que dé un hervor nada más.

Colar la pasta en un colador y servir la ración en un plato hondo y sobre esta echar la salsa de champiñones que deberá estar caliente.

Colocar un par de tomates secos y rallar queso parmesano por encima si se desea.

Más cosas

Para limpiar los champiñones es bueno pero no necesario retirar una telilla que cubre el sombrero; para retirarla se coge con los dedos un pellizco de la base del sombrero, la parte curvada más oscura y se tira hacia arriba y saldrá sin esfuerzo, sola; es como si retiráramos la piel de una uva, por ejemplo, desde abajo hacia el centro.

Los 100 ml de nata quedan un poco cortos si lo que deseas es que la pasta tenga más salsa para mojar o simplemente te gustan más bañados; con esto conseguimos más cremosidad que cantidad. Al contrario, utilizar 150 ml y probar o llegar hasta 200 ml. si el resultado más líquido es más de vuestro gusto.

Quizá también te guste

Comentarios

Bienvenido, bienvenida a nuestro blog. Agradecemos mucho los comentarios sobre nuestras propuestas, aunque hemos de decirte que serán moderados antes de su publicación. ¡Muchas gracias!

Últimas recetas publicadas

¿Nos sigues en Facebook?

¿Nos sigues en Blogger?